LÍRICA 2018 POÉTICA

“ECCE LOSER”: TEORÍA POÉTICA ELEMENTAL (2018)

Iluso, piensas que tú escribes y te sientes orgulloso de decir “ésta que estoy escribiendo es mi verdadera vida”.

No has aprendido nada, jovencito.

“Se escribe” mientras tú haces de mirón y no es “tu vida” sino “La Vida” lo que trascurre entre anécdotas insignificantes que ningún Poema puede salvar sino como Arquetipo de Experiencia, y entonces cada poema es una frase balbuceante, apenas empezada y ya terminada, entre sílabas de dislexia y olvido.

Y eres tan estúpido en tu individualidad histórica que no has llegado ni a sospechar que el Redentor de tu Dolor eres tú mismo, mientras apilabas en filas de palabras comunes la vulgaridad normativa de lo que siempre, una y otra vez vivido en interminable ignorancia perpleja, a lo largo de generaciones de seres de tu especie arrogante, lo que ya eras, eso silencioso y no dicho, tú mismo volviendo cada vez más terco sobre tu propio error de Identidad.

Perdido el Mito fundador, cada uno tenía que convertirse en su héroe y en su dios, sin sospechar que el número de experiencias es finito y que el Tiempo vuelve sobre sí mismo como Cola de Dragón y el Dragón nunca muere y siempre es el mismo aunque los Héroes que lo matan cambien de nombre.

Porque el Tiempo, todo el Tiempo y nada más que él, eres tú, esa es tu Mismidad y tu Potencia, que no está hecha de tu propia sustancia biográfica sino del Tiempo de Todos los que han vivido ya antes que tú.

Tu Libertad es darles a Ellos la libertad de palabra que hay en ti para que sigan diciendo el paso del Tiempo a través de ti.

Por eso es tan precioso el Sagrado Aburrimiento del Pensador, el hombre que no se aburre pensando, como la verdad del poeta es decir como Único para sí lo que es la Verdad de cada uno.

Y nuestra verdad propia como aprendices de brujos que conjuran a las falsas Divinidades es saber que todo amor finito e individual es elevado por el poeta que resiste en nosotros al Amor absoluto y definitivo.

Por eso, secretamente, las mujeres que superan su feminidad carnal y acceden a su Arquetipo simbólico, las únicas que quise amar, nos aman y esperan que sepamos despertarlas de su miserable sueño de muebles empolvados y camas vacías.

Torre del Mar, 13 de febrero de 2018

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s